El kinesiotape es llamado de forma popular (y errónea) tiras de colores, pegatinas o las vendas del lidl. ¿Funciona? ¿Para que sirve? ¿Sujeta los músculos? Son algunas de las preguntas que más solemos escuchar los fisioterapeutas. Y es que hay mucho desconocimiento sobre el tema. Por eso, vamos a desmontar algunos mitos:

  • No se vendan músculos sino sobre la piel. Esto quiere decir que la principal característica del vendaje es mandar información.
  • No limita el movimiento. Los vendajes encargado de “sujetar” e impedir un determinado rango articular son los rígidos (tape) o rigidos-elásticos (tensoplast). Si colocamos una venda elástica para algo que no esta preparada, lo más seguro es que se despegue al poco tiempo y que no esté haciendo un efecto óptimo.
  • La función del vendaje está en la colocación de este y no en la venda en si misma. Esto significa que no tiene sentido colocarse una venda siguiendo un manual sin tener en cuenta el caso concreto del paciente. El kinesiotape, como cualquier técnica de fisioterapia, debe seguir la filosofía test, re-test y debe ser sometido a evaluación después de colocarlo (fuerza muscular, rango articular, control motor…) para verificar si realiza un efecto terapéutico o solo puede ser utilizado para combinar con la ropa y presumir.
  • Debe haber diferencia entre colores ya que se ha demostrado recientemente que ninguna marca de kinesiotape tiene las mismas propiedades ni la misma elasticidad. Incluso la terminología científica tiene términos equivocados. Actualmente se están reformando todos los estudios de vendaje con kinesiotape con el fin de medir las propiedades de la venda (alargamiento, adherencia, etc.) y poder hacerlo reproducible.
  • En readaptación deportiva nos puede interesar para las primeras fases después de una lesión aunque lo habitual en la práctica clínica es que se ponga como tratamiento una vez terminada la sesión y se deje puesto unos 7-10 días máximo si la piel lo permite. Es decir, si permanece sana y sin signos de alergia (picor o escozor sobre todo). Si esto sucede no hay que preocuparse sino retirar el vendaje en el momento que los produzca.
  • ¿Es bueno competir con vendaje neuromuscular? Si está bien colocado, se ha testado su eficacia y el deportista esta cómodo y familiarizado con él, es recomendable utilizarlo en una competición. Sin embargo no es aconsejable en deportes de contacto como el futbol ya que indica al rival el punto débil del jugador y nuestra herramienta terapéutica se convierte en una diana. En este caso es mejor camuflarlo de alguna manera, como con una media deportiva.
  • ¿Puede colocar la venda alguien que no sea fisioterapeuta? Puede, siempre y cuando se le haya enseñado y demostrado a modo de autotratamiento durante una fase inicial, el vendaje no es algo de lo que hay que depender.

Esta web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies